Blogia
L a P e d r @ d a

Creo en el socialismo perfectible, con los míos y no con la prensa extranjera

Creo en el socialismo perfectible, con los míos y no con la prensa extranjera Pedro de la Hoz
Cubadebate. 2003-11-15

Cuando alguien le preguntó por su vocación participativa en las circunstancias actuales, se definió como un hombre "que siempre he batallado con las ideas". En una de las canciones del disco dice que "mi garganta no sabe cantar / mi corazón no alza vuelo".

Un Silvio Rodríguez reposado, accesible, pero con la lengua filosa irreductible, fue el que la prensa, los amigos y los admiradores tuvieron ante sí ayer de tarde, en la sala Che Guevara de Casa de las Américas.

En un espacio que le es familiar desde los días tutelares de Haydée Santamaría, presentó su más reciente producción discográfica, Cita con ángeles, producido por los Estudios Ojalá.

Roberto Fernández Retamar, presidente de Casa y testigo de los tiempos fundadores de la renovación juglaresca de fines de los sesenta, calificó a Silvio como "la cabeza y el corazón de la Nueva Trova".

El poeta evocó los trabajos y los días del Encuentro de la Canción Protesta en 1967, los conciertos organizados por Harold Gramatges y Estela Bravo en aquella época y la primera grabación discográfica de Silvio, en una edición concebida por Casa para reunirlo con otros dos jóvenes valores del nuevo canto, Pablo Milanés y Noel Nicola.

Al contar cómo apreció Cita con ángeles, Roberto expresó que "primero leí las canciones como poemas y luego escuché los poemas como canciones".

Según Silvio, la idea de hacer el disco no surgió como proyecto orgánico hasta que se dio cuenta de que había tenido una explosión creativa entre fines del 2002 e inicios del 2003.

Quiso exponer los once temas del fonograma con la mayor desnudez posible, pero siempre apeló a recursos musicales que enriquecieran el discurso sonoro y para ello comprometió a su compañera Niurka González Núñez, quien ejecutó todas las flautas y clarinetes, y al tresero más brillante del firmamento cubano, Pancho Amat.

Otra cosa fue la experiencia del tema titulado, Cita con ángeles. En este se concentran la mayoría de las colaboraciones, desde Chucho Valdés y Frank Fernández hasta Tata Güines ("el Horowitz de las tumbadoras", subrayó), Leo Brouwer, Juan Formell, el violinista Ilmar López Gavilán y "tres ángeles amigos", Amaury Pérez, Noel Nicola y Vicente Feliú.

Confesó que el disco se fue concibiendo y sale en un momento feliz de su vida personal, cuando nació su hija Malva y casi al mismo tiempo su primer nieto, Diego.

Alguien de una agencia foránea, quiso después tentar al hombre político. Silvio fue rotundo en su respuesta. Habló del socialismo perfectible, reconoció errores cotidianos en nuestro entorno, pero declaró que "hay cosas que las discuto entre compañeros y no con la prensa extranjera".

Ante la campaña mediática que en los últimos meses se desató contra Cuba, explicó que hay que diferenciar entre "amigos a los que quiero mucho y mostraron una especie de enojo", a los cuales les dirá "mulato, qué pasó contigo" y otros que "aprovecharon la ocasión para quitarse de arriba a la Revolución".

Esta presentación fue seguida por internautas de decenas de países, quienes formularon preguntas. Desde Bolivia, el movimiento que encabeza Evo Morales envió un saludo. Al final, Silvio cantó.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres